Llegó el verano y muchos nos preguntamos qué tipo de sandalia es la adecuada: ¿Las sandalias, chanclas o menorquinas, franciscanas son adecuadas? ¿De qué material deben estar compuestas?

Hoy resolveremos todas tus dudas, además te daremos una guía para saber qué debes tener en cuenta antes de comprar zapatos de verano.

En los meses de más calor la indumentaria de los más pequeños se completa con zapatos de verano de todos tipos y formas. Según la ocasión y la edad de tus hijos, puedes elegir entre distintas opciones. Hay ciertas características que son recomendables para todo tipo de zapatos.

¿Cómo deben ser los zapatos de verano de los niños?

Sujetos al pie

Las sandalias de verano, como las sandalias, deben quedar sujetas al pie, por ejemplo mediante una hebilla, un velcro o cordones.

https://farwest.pe/producto/sandalia-cuero-ninas-con-tres-tiras-color-dorado/

Cómodos

Para ello, deben ser de su talla concreta, el pie no debe estar demasiado friccionado, pero tampoco bailar. Además, tampoco es recomendable que los hereden de sus hermanos, ya que cada pie es distinto y el zapato coge la forma de cada uno.

https://farwest.pe/producto/sandalia-franjas-con-hebilla-color-marron/

Transpirables

Los foros y la planta han de ser de piel transpirable o 100% cuero, para evitar sudoraciones.

https://farwest.pe/producto/sandalia-cuero-ninas-tiras-trenzadas-color-azul/

 

A partir de estas recomendaciones, puedes escoger entre muchos tipos de zapatos veraniegos que se adapten también a la forma como vayan vestidos en cada ocasión y a la actividad que vayan a hacer. En el amplio catálogo de opciones a escoger, generalmente, encontramos los tipos siguientes:

 

  • Sandalias de paseo:la opción más utilizada para las actividades de diario, en las que también pueden llevar zapatos cerrados de piel fina y fresca. Es recomendable que, en ambos casos, lleven calcetines.
  • Sandalias para la playa o piscina:elaboradas con materiales resistentes al agua. A pesar de todo, este tipo de calzado debe utilizarse el menor tiempo posible, ya que, por ser normalmente de plástico, puede irritar la piel.